This piece is part of a series. Read more.

La energía solar es un salvavidas en Puerto Rico en medio del Huracán Fiona

La tormenta está poniendo a prueba las nuevas instalaciones de energía solar casi cinco años después del aniversario del huracán María.

La zona turística El Condado en San Juan, Puerto Rico, sin luz el lunes 19 de septiembre. (Jose Jimenez/Getty Images)
  • Link copied to clipboard

Read this article in English.

Traducción por Maria Virginia Olano.

Dos días antes del aniversario del huracán María, los puertorriqueños recibieron un brutal recordatorio de cuán vulnerable sigue siendo el sistema eléctrico central. El huracán Fiona azotó el territorio estadounidense el domingo con lluvias catastróficas, inundaciones y deslizamientos de tierra a través de la isla. Todos los casi 1,5 millones de clientes de servicios públicos se quedaron sin electricidad

En un momento profundamente irónico, Pedro Pierluisi, el gobernador de Puerto Rico, estaba en una rueda de prensa antes de que Fiona tocara tierra cuando de repente se cortó la luz. Desde entonces se ha restablecido el servicio eléctrico a instalaciones críticas como hospitales, pero aún puede tomar varios días restaurar la energía completamente debido a la magnitud y el alcance” del apagón, dijo Luma Energy, el operador del sistema de transmisión y distribución de la isla.

Subscribe to receive Canary's latest news

Fiona es una de las tormentas más significativas que ha azotado a Puerto Rico desde que el huracán Maríatocó tierra el 20 de septiembre de 2017 y destruyó la infraestructura eléctrica del archipiélago. Desde entonces, la isla ha lidiado con cortes de energía y aumentos de voltaje. Los esfuerzos del gobierno para reconstruir una red eléctrica confiable y segura, alimentada por energía renovable han sido lentos y en ocasiones se han estancado cuando el gobierno ha favorecido la construcción de infraestructura para combustibles fósiles.

Una captura de poweroutage.us, que monitorea las interrupciones de energía, muestra que más de 1,3 millones de clientes de servicios públicos quedaron sin electricidad en la mañana del 19 de septiembre. (Poweroutage.us)

Frente a ésta realidad, muchos residentes han buscado sus propias soluciones energéticas resilientes. Canary Media visitó la isla en mayo para conocer cómo los propietarios de viviendas, los líderes comunitarios y los expertos en energía están impulsando un auge en los proyectos de energía solar. Aproximadamente 50.000 sistemas de paneles solares han sido instalados en techos alrededor de la isla, la gran mayoría de los cuales están conectados a sistemas de batería de respaldo. Un año antes de María, sólo había alrededor de 5.000 sistemas solares y pocos de ellos tenían baterías. Fiona ahora está poniendo estos sistemas a prueba. 

En Adjuntas, un pueblo tranquilo en lo alto de la cordillera central de Puerto Rico, Casa Pueblo está encabezando iniciativas para instalar paneles solares y baterías en los negocios locales y los hogares de personas de bajos ingresos y quienes son médicamente vulnerables. 

Durante Fiona, la organización compartió cómo algunos de esos sistemas siguieron produciendo y almacenando energía solar después de que se interrumpió la red. Durante Fiona, la organización compartió cómo algunos de esos sistemas siguieron produciendo y almacenando energía solar después de que se interrumpió la red, incluso en el edificio de Casa Pueblo cerca del centro de la ciudad, en el hogar de un residente encamado y en la casa de una persona mayor que necesita electricidad para sobrevivir”.

En Twitter, el grupo compartió: En este hogar en el campo vive una persona encamada con sus cuidadores. Ya no tienen energía de [el operador de red] LUMA pero sí energía 🌞 aún en medio de la tormenta porque siguen generando un poco, ajustaron consumo y tienen batería de resguardo.”

Esta debería ser una realidad para todos y todas especialmente personas que tienen parientes con condiciones crónicas de salud,” dijo Casa Pueblo en twitter el domingo mientras ríos crecidos con pies de lluvia corrían violentamente a través de Adjuntas.

Bajando las montañas, en la ciudad costera de Guánica, la estación de bomberos mantuvo sus luces y sistemas de comunicación críticos funcionando durante la tormenta gracias a un sistema de 52 paneles solares y cuatro baterías Tesla Powerwall. Los bomberos sirven al municipio de unas 16.000 personas y conectan unidades en pueblos remotos con estaciones urbanas con más camiones y bomberos.

El sargento Luis Sáez dijo el lunes por mensaje de texto que el departamento de bomberos de Guánica pudo recibir cuatro llamadas de emergencia cuando Fiona azotó la costa sur de la isla. Durante desastres pasados como el huracán María y un terremoto de 2020, antes de que la estación de bomberos tuviera su sistema de energía solar más batería, los bomberos no podían recibir llamadas por radio y, en cambio, dependían de las personas que pedían ayuda a gritos.

El sargento Luis Sáez, en una foto tomada en mayo, se encuentra en un techo cubierto de paneles solares en la estación de bomberos en Guánica, Puerto Rico. (Maria Gallucci/Canary Media)

¡El sistema solar está funcionando maravillosamente!” Saez dijo mientras respondía a los daños relacionados con la tormenta, agregando que todos los ríos locales se inundaron y los caminos se obstruyeron con árboles y escombros. No nos quedamos sin electricidad durante todo el huracán.”

Este último desastre demuestra cuánto ha progresado la isla hacia mayor resiliencia energética y al mismo tiempo cuánto aún falta. Los sistemas solares y baterías lograron continuar funcionando cuando la red central falló, pero, hasta el lunes por la mañana, alrededor de 1,3 millones de clientes de servicios públicos no tenían electricidad y casi 780.000 hogares carecían de agua potable. Para que más residentes accedan a sistemas renovables resilientes, los expertos dicen que el gobierno y la empresa de servicios públicos estatal deberán invertir más y realizar cambios regulatorios, incluso mediante la aprobación de plantas de energía virtuales que aprovechen los sistemas individuales para beneficiar a la red más amplia.

A medida que Fiona avanza hacia el oeste y frente a la costa norte de República Dominicana, las fuertes lluvias en Puerto Rico continuarán produciendo inundaciones catastróficas y potencialmente mortales con deslizamientos de tierra y lodo” en toda la isla hasta esta noche, según el Servicio Meteorológico Nacional.

Maria Gallucci is a clean energy reporter at Canary Media, where she covers hard-to-decarbonize sectors and efforts to make the energy transition more affordable and equitable.